Luego de la sesión de la comisión investigadora en la Cámara de Diputados en la que participó la ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, la propia titular de la cartera envió un decreto a la Contraloría para que se declare como zona de emergencia la comunas de Quintero y Puchuncaví.

La decisión pasó por los nuevos casos de contaminación que han afectado a la zona el mismo día en que se retomaron las clases en esos sectores de la Quinta Región, ya que cerca de una decena de alumnos de colegios de Quintero fueron a parar al hospital Adriana Cousiño.

Es por lo anterior que la autoridad de Medioambiente aseguró que “los niños no pueden ser los principales víctimas de esta contaminación”, ya que “ellos tienen el derecho de poder estudiar y volver a las escuelas”.

“Son las empresas de la zona que contaminan las que deben parar sus faenas y es por esto que el Gobierno del Presidente Piñera ha enviado un decreto a Contraloría para declarar zona de emergencia“, informó Schmidt.

Junto a lo anterior, la secretaria de Estado adelantó de la posibilidad de establecer un control de operaciones durante la tarde como en la noche y así detectar y atajar posibles focos de contaminación.

Esta situación se suma a la alerta sanitaria que la misma ministra realizó durante la mañana de ayer lunes en Puchuncaví y Quintero, tras una reunión con las autoridades locales y los directivos y ejecutivos de empresas del cordón industrial.