La policía de Valencia detuvo a un hombre de 50 años, que agredió e insultó a una pareja de lesbianas luego que ellas lo rechazaran durante el pasado domingo. El hecho ocurrió cuando dos mujeres se besaban como cualquier pareja en el barrio de Patraix, Valencia. 

En medio del momento que ambas compartían, un sujeto de origen argelino se acercó para decirles que “quería participar”, indicaron los funcionarios policiales a El País. La pareja reaccionó rechazándolo y pidiéndoles que las dejara en paz, pero el sujeto no lo recibió de buena forma: comenzó a agredirlas, a tirarles el pelo y las insultó, llamándolas “guarras” y “asquerosas”. Además, terminó por escupirles.

Quienes presenciaban la escena entraron a defender a las mujeres y llamaron a la policía, quienes llegaron para detener al agresor. Al momento de ser detenido, el hombre intentó justificarse asegurando que dos mujeres no deberían besarse libremente en la calle y que él, como hombre, tiene derecho a decir qué pueden y no pueden hacer las mujeres.

El violento hecho provocó reacciones de rechazo en la sociedad: el colectivo Lambda organizó una besatón, durante el pasado martes, en el barrio Patraix. Hasta ahí llegaron decenas de personas para rechazar la lesbofobia y la violencia machista que afectó a la pareja de mujeres.