Durante esta mañana, el presidente Sebastián Piñera fue invitado al matinal “Bienvenidos” de Canal 13. En el espacio abordó diversos temas de actualidad y se refirió a lo que ocurre en La Araucanía tras el asesinato de Camilo Catrillanca, afirmando por cuarta vez una frase que ya he la significado numerosas críticas.

En la instancia, Piñera volvió a asegurar que en la región se ha quemado “iglesias con mujeres y niños adentro”, a pesar de que no existen registros de que haya ocurrido un hecho similar en la zona. La primera vez, el Presidente aseguró lo mismo en conversación con el medio Univisión.

“Una cosa distinta es tolerar el terrorismo. Patricia, hay terrorismo en La Araucanía, ¿qué cree usted de personas que quemaron vivo a un matrimonio de ancianos como fue el matrimonio Luchsinger Mackay, que queman las iglesias con niños y mujeres adentro, que destruyen plantaciones de sus propios compañeros del pueblo mapuche, que destruyen las plantaciones, las bodegas, las siembras, las maquinarias y el trabajo de años, simplemente para causar terror en la región? Eso es terrorismo”, afirmó entonces.

A pesar de que se ha cuestionado la veracidad de tal afirmación, el Mandatario volvió a afirmarlo esta mañana en Bienvenidos y se encontró con el rechazo del periodista Mauricio Jürgensen, quien le aseguró de inmediato que eso no había ocurrido y que no existen tales víctimas. Entonces, el Presidente replicó que niños y mujeres han huido de las llamas y por eso no han muerto.

Durante la conversación, también se habló sobre la idea de penalizar el negacionismo de las violaciones a los derechos humanos, una iniciativa que ya se discute en el Congreso. Al respecto, Jürgensen enfatizó en la necesidad de castigar las expresiones de negacionismo histórico, pero Piñera recalcó que “no se puede penalizar la forma de pensar, sólo la de actuar” y aseguró que debe respetarse la libertad de expresión.

En noviembre pasado, en su visita a la zona tras el asesinato de Camilo Catrillanca, Piñera señaló que “cuando uno quema iglesias con mujeres  y niños dentro, cuando uno quema escuelas y deja a miles de niños sin educación y cuando uno quema centros sociales y rompe los sueños de grandes comunidades y atenta contra la actividad productiva está cometiendo un acto de maldad y un delito. Y eso lo vamos a perseguir con toda la fuerza y dentro del estado de derecho”.

Las declaraciones de Piñera sobre La Araucanía parecen aludir al caso Iglesias, donde hay versiones de testigos que recalcaron que el templo evangélico quemado el 9 de junio de 2016 en el sector Padre de Las Casas estaba vacío cuando fue atacado por desconocidos. De hecho, todos los feligreses se encontraban fuera del recinto cuando atacantes le prendieron fuego.