Este domingo en el programa Estado Nacional de TVN, la senadora y presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, se mostró contraria a la idea de que el gobierno negocie con la oposición en materia de reducción de jornada laboral, convergiendo en una sola iniciativa con elementos de los dos proyectos.

En esa línea, criticó a los parlamentarios de Renovación Nacional que han manifestado su respaldo al proyecto de la diputada Camila Vallejo (PC).

“El proyecto del Partido Comunista es absolutamente inconstitucional, no pueden haber dos dueños de la billetera”, comentó la senadora en el programa, en relación a las presuntas pérdidas fiscales que traería la iniciativa.

A esto agregó que “uno podrá tener una lucha comunicacional con el gobierno, pero es el peor de los caminos que el parlamento empiece a legislar cosas que no le corresponden”.

Van Rysselberghe sostuvo que “acá hubo ciertas falencias comunicacionales, porque el proyecto venía desde un comienzo con reducción horaria que venia con flexibilidad (…) Creo que fusionar un proyecto que es inconstitucional es una súper mala señal”.

“No veo por qué el gobierno tiene que ponerse de rodillas ante los comunistas cuando tiene un proyecto que tiene exactamente lo que quiere la gente”, añadió.