Durante una jornada de movilización ciudadana en rechazo al proyecto termoeléctrico El Campesino, el diputado Jorge Sabag (DC) señaló su preocupación debido al daño ambiental que generaría su funcionamiento al emplazarse en una zona eminentemente agrícola.

El diputado realizó un llamado a las autoridades para revisar los impactos del proyecto y su real conveniencia para la región “Nosotros no nos oponemos al progreso, sabemos que los agricultores están pagando la energía eléctrica más cara de Latinoamérica, por eso es que se está haciendo una ley de equidad tarifaría, pero necesitamos evaluar bien los proyectos.

Añadiendo que “Creo que este proyecto no puede estar emplazado en un lugar agrícola porque va a deteriorar el medioambiente y el hábitat de una actividad tan importante y relevante para Bulnes como es la agricultura.